Hay que dejarse de comer la cabeza

00:00
00:00
  • Comentario de Orlando Eijo 00:00
Algunas personas piensan que sostenemos esto porque vendemos pienso, pero es al revés, vendemos pienso, y no huesos con carne, porque creemos en esto. Y creemos en esto porque es la realidad la que nos lo demuestra todos los días, hay que ser muy cerrado para no darse cuenta que esos perros jóvenes maduros de 12 años que persiguen pelotas en el parque, antes de la llegada de la alimentación científicamente formulada, estaban a esa edad fertilizando narcisos.

¿Qué es realmente un pienso?

Es verdad, el pienso es comida procesada, como las tortas de arroz y el pan de centeno que consume un deportista o una persona que se cuida la salud, pero los huesos carnosos y las sobras de mesa no son más que paliativos para el hambre, aunque muchos los consideren “alimentos naturales”. A decir verdad, los perros que se han alimentado históricamente con huesos carnosos, sobras, pan etc. como dice esta persona, son los que luego son supuestamente envenenados, es decir, la típica frase “estaba sano y gordo pero me lo envenenaron”, obviamente si no se gastó un céntimo en la alimentación, mucho menos en hacer una necropsia para saber las causas de la muerte, la frase “me lo envenenaron” es la que justifica obstrucciones intestinales, daños cardíacos por carencias acumuladas por meses o años, necrosis hepáticas por mala alimentación, etc. etc. El misterioso envenenador enmascarado, que merodea los hogares de quienes mantienen a sus perros con lo más barato, es el chivo expiatorio para justificar la ignorancia y la actitud tacaña para con sus leales peludos, que todo lo darían por sus dueños, pero a cambio solo reciben sobras.

Un pienso es un conjunto de alimentos disecados, que se procesan con temperatura y presión para hacerlos más digestibles por el perro y seguros para la salud de las personas. Eso es todo lo que hay, no es un caldero hirviendo con ácidos y químicos raros cocinados por un científico loco. Y ¿quién controla que esto se cumpla?, en USA la FDA (U.S. Food and Drug Administration) y en Europa la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (European Food Safety Authority – EFSA), ambas son las mismas que controlan tanto la seguridad de los alimentos para humanos y para mascotas domésticas.

Las calidades de cada pienso están determinadas por las proporciones y el tipo de las materias primas empleadas. Todas son seguras a nivel bacteriológico (los piensos secos, autorizados y controlados, no las dietas crudas tipo BARF que suelen ser no controladas). Y todas deben cumplir con lo que declaran en sus etiquetas, falsear las composiciones declaradas puede acarrear ir a prisión (además de las demandas económicas).

En función de las constantes investigaciones en ciencias de la nutrición, los piensos de alta gama emplean ingredientes que pueden ser más caros, pero que se ha comprobado son mejores para la salud canina.

Un pienso barato usará proteína de plumas de pollo en polvo (que no es otra cosa que el resultado de deshidratar y moler finamente las plumas de los pollos que compras peladas en el mercado). Un pienso de mayor valor empleará las proteínas de carnes secas de rumiantes, aves, peces, que no es otra cosa que deshidratar y hacer polvo las carnes.

Un pienso barato no agregará productos caros, como probióticos, levadura, taurina, etc. y uno de mayor valor agregará esos y otros más.

Un pienso barato tendrá más vegetales de los baratos, uno de mayor valor tendrá menos cantidad de vegetales (aunque todos deben tenerlos por el bien de los perros) y de calidades más costosas, como por ejemplo cebada germinada y tostada en el caso de Wolves Legacy.

Un pienso barato tendrá conservantes químicos, que son más económicos, y uno de mayor valor utilizará, como en el caso de Wolves Legacy, un conjunto de extractos vegetales como conservantes naturales, tal como puede verse aquí.

En definitiva los piensos no tienen más procesos que los alimentos considerados saludables, como las tortas de arroz o los copos de cereales del desayuno. Luego la calidad y cantidad de distintos nutrientes irá en función de la calidad del pienso, los hay de baja gama en oferta en las cabeceras de las estanterías a 10€ el saco de 15 kg y claro, no pretenderemos que tengan lo mismo que un alta gama de 70€. Si compras el de 10 euros deberás darle mayor cantidad y las deposiciones serán  mayores también. En realidad en piensos caninos lo barato sale caro de verdad, puedes ver un análisis detallado aquí.

Pero pensar que una olla donde metemos huesos carnosos, con arroz, restos de mesa y pan duro es algo natural, es no tener idea de qué necesita un perro para una buena salud y es la razón por la que antes vivían la mitad de lo que viven hoy.

¿qué elegirías para una vida sana y longeva? ¿los desarrollos de la ciencia de la nutrición o la comida supuestamente  natural de toda la vida?

Más del 95% de los propietarios usan piensos

Por más que muchos lo nieguen, la realidad es que menos del 5% de los propietarios de perros usan dietas crudas o Barf.

Y del +95% de los que usan piensos, la absoluta mayoría emplea gamas medias a altas.

Si usas pienso, y sientes el acoso por pasar a dieta cruda, debes saber que muchos de los que afirman usar barf en las redes, en realidad compran piensos, lo mismo que la gran mayoría silenciosa que no vocifera sino que solo se informa leyendo desde las sombras.

Cuando me inicié en el mundo profesional del perro a fines de los 70’s, un perro de 7 años ya era un viejo, y si llegaba a los 10 un anciano arruinado y doliente.

Hoy vemos perros de 12 años corriendo una pelota en el parque.

Haz tu propio relevamiento, cada vez que veas un perro pregunta la edad y qué come, comprobarás que el 90% de los perros de edad avanzada que están en óptimo estado están alimentados con pienso de alta gama. Pero no me lo creas a mí, vete a un parque y pregunta a los propietarios.

En aquellos viejos años no se utilizaban los piensos, se daba alimentación natural. Los que teníamos perros de trabajo, de raza, los profesionales o los particulares que habían cumplido el sueño de tener su pastor alemán, su dóberman, etc. alimentábamos a los perros con arroz hervido y carnes varias crudas. Lo que podríamos llamar hoy una alimentación supuestamente natural (que no es tan así porque en la naturaleza los lobos comen presas, no huesos con carne), pero lo concreto es que con aquella alimentación, los perros vivían pocos años vitales, envejecían rápido, a los 7 años ya empezaban a decaer, y pocos llegaban a los 10.

De modo que si partimos de hechos concretos, esa es la realidad, alimentados a carne huesos y vegetales vivían menos, alimentados a piensos de alta gama viven más y con mejor calidad de vida, son hechos, contrastables, cualquiera puede hacer su propia investigación simplemente preguntando en un parque.

Los dientes desgastados de un perro adulto que fue alimentado a huesos. El paquete vásculo-nervioso queda expuesto, y el dolor puede llegar a ser insoportable. Una cosa lleva a la otra, con dentadura gastada y dolorida, todo el organismo se descompensa y el envejecimiento se hace prematuro. En el pasado esta o otras causas de alimentación supuestamente “natural”, hacían que los perros vivieran mucho menos que en nuestros días.

¿Y qué sucedía con las personas?

exactamente lo mismo, el que un abuelo llegara a los 80 era motivo para una gran fiesta, donde el abuelo, achacado, con su bastón y sus ojos vidriosos, miraba en silencio desde la punta de la mesa con esa mirada perdida propia de una persona que hoy tendría más de 100 años.

Tengo una foto con mi bisabuela de cuando yo tenía un año más o menos.

Mi bisabuela de negro, sentada, era una ancianita muy vieja muy vieja, que de hecho falleció poco tiempo después de esa foto, en la que tenía 70 años.

Hoy una mujer de 70 años juega al golf y se va de vacaciones con las amigas.

¿Qué ha cambiado con las personas? al igual que con los perros, la alimentación es uno de los principales puntos.

eso de que antes se comía natural y por lo tanto se vivía más y mejor es un mito ridículo. Si tuviéramos una máquina del tiempo pero con un ticket solo de ida, sin dudas nadie querría ir al pasado

Antes la gente comía comida supuestamente natural, pero la realidad es que se alimentaban como el demonio. Pan con grasa frito, harinas fritas, tenían el colesterol por las nubes y nadie se enteraba porque ni siquiera sabían qué significaba la palabra colesterol. Ni hablar de pensar en carbohidratos, proteínas ni cosas raras, la gente comía y engordaba. Lo dulce se cargaba de azúcar y lo salado de grasa. Y la gente envejecía a toda velocidad y se moría sin saber de qué se había muerto.

Cuando vas a una dietética para llevar una vida ordenada vas a comprar alimentos elaborados ¿y qué? ¿Cuál es el problema?

Nos han vendido la idea de que todo lo procesado es veneno y que debemos comer “sano”, o sea que matar un cerdo en casa y comer pan con grasa de cerdo frita es sano porque es natural … vamos, hablemos en serio, no nos dejemos comer la cabeza con estas tecnofobias, que la tecnología no es mala en sí misma, de hecho estás oyendo esto gracias a la tecnología.

Las ciencias de la alimentación y la tecnología han alargado la vida de perros y humanos y han mejorado su calidad.

Hoy un humano de 80 años se reúne con sus amigos en el bar por sus propios medios, y un perro de 12 años corre detrás de una pelota.

Los 80 años de un humano de hoy son equivalentes a los 60 años de aquella época, y los 12 años de un perro de hoy son el equivalente a los 6 años de aquella época.

Todo esto que estoy diciendo es fácilmente contrastable, si es que no lo has comprobado ya simplemente haciendo memoria de personas y perros conocidos.

El motivo de todo esto es la ciencia y la tecnología, de modo que dejemos ya de comernos la cabeza con esa idea de que todo tiempo pasado fue mejor, en todo caso es como decían Les Luthiers, “todo tiempo pasado fue anterior”, y agreguemos “pero no necesariamente mejor”.

La tecnología ha mejorado en mucho la calidad de nuestras vidas y la de los perros.

El cómo, lo podrás ver en la gran cantidad de artículos y videos que ofrecemos en esta web, pero lo importante es que partamos de la base de sacarnos esa comida de cabeza absurda de que la alimentación actual, científicamente desarrollada, como los piensos de alta gama en los perros o los alimentos de dietética en las personas, son malas y que antes se alimentaba mejor a perros y humanos, eso es absurdo y se choca con la realidad que vemos todos los días.

De la Empresa OrlandoEijo International Limited Liability Company

Desde hace más de 40 años abrazamos el mundo de los servicios caninos con pasión y por amor a los perros.

Lo que sigue en esta nota no es un intento por vender pienso, sino por ayudar a los perros y sus dueños. Venderíamos huesos carnosos si fueran buenos para ellos, pero la realidad nos ha demostrado que no lo son sino todo lo contrario.

Hoy formamos parte de Wolves Legacy por convicción. Por lo que hemos aprendido en casi medio siglo dedicados a perros y lobos, a investigarlos, mejorar sus vidas, ayudar a sus propietarios.

Wolves Legacy nos ha distinguido al elegirnos porque no quiere ser una marca de como agua destilada, de esas que transmiten un mensaje vacío y sin compromiso de “cómprame y no pienses”. Que no informan para no generar incomodidad.

Decir los resultados de nuestros trabajos e investigaciones ha generado siempre amores y odios. Es imposible llevarse bien con todos cuando se dice algo más que “sí a todo”. Nos ha sucedido cuando advertimos a cerca de la ansiedad que generan los trucos con premios en los perros.

Nos ha sucedido cuando  desarrollamos la línea de perros lobo americanos en Cabaña Remember White, que hoy alegra la vida de miles de personas en todo el mundo con su salubridad, longevidad y equilibrio.

Y nos sucede ahora, cuando avisamos que la dieta canina equivocadamente llamada “natural” no es nada natural en ellos.

Habrá amores y odios como dijimos, pero consideramos que es honesto para con nosotros mismos ser fieles a los perros por sobre todas las cosas, aunque eso nos meta en el ojo de la tormenta.

Se podrá estar de acuerdo o no con las cosas que digamos, pero no se podrá decir jamás que hemos callado datos para no asumir posiciones incómodas.

Con tu primera compra un amuleto de lobo de regalo

10% de descuento + un amuleto de lobo de regalo + 10€ para su segunda compra
elige tu obsequio
Hazte cliente ahora y elige tu obsequio de bienvenida